C O S A S D E C I U D A D

"DE LO QUE PASA POR MI CIUDAD O POR CUALQUIER OTRA"

domingo, 27 de marzo de 2011

EL SISTEMA




Hace poco mas de mes, volvía a este rincón para denunciar lo que yo creo
una injusticia que se estaba cometiendo con mi hermano en el hospital Virgen de la Salud de Toledo, os decía que habíamos acudido a todos los despachos que nos dijeron que teniamos que visitar, primero lo pedimos, después nos desesperamos, y al final casi lo llegamos a suplicar.
Pero se han reido de nosotros, se han pasado la pelota unos a otros, han dejado que el tiempo
pasara, nos han dado una cita y otro cita, pero nadie nos ha solucionado nada, y Carlos, que al
principio nos pedía que le llevasemos a casa, ahora ya ni siquiera sabe lo que dice, porque se ha
ido deteriorando mientras nosotros nos vaciábamos en los despachos, y quizá, cuando por fin
consigamos que se le dé el tratamiento adecuado, en el centro apropiado, ya sea demasiado
tarde, quizás ya es demasiado tarde, y el maldito sistema sucio y corrupto, nos ha estado
haciendo correr el tiempo deliberadamente, a sabiendas de que Carlos se iría deteriorando si no recibía rehabilitación, y se ahorrarían el maldito dinero que cuesta curarle y que nosotros no tenemos, pero que hemos pagado cotizando durante muchos años.
Jamás me he sentido tan pisoteada, jamás me he sentido tan impotente, duele mucho ver como
se apaga tu hermano, al principio mas despacio, ahora mucho mas deprisa, duelen los portazos, pero sobre todo, duele cuando ves que te vas quedando sin puertas dónde llamar, duele ser tan
poca cosa y quedarte sin fuerzas para seguir. Pero en mi corazón tengo un deseo, y los deseos
son como los sueños, que nadie te los puede robar y que a veces se cumplen, por eso deseo con
todas mis fuerzas, que cada una de las personas que ha tenido en su mano los derechos de mi
hermano y que se los han pasado por el forro, desahuciándole sin compasión, se gasten en medicinas todo el dinero que le han ahorrado a la administración.
En muchas ocasiones, he denunciado desde este rincón a políticos e instituciones, a corruptos y
a chorizos, y he repetido hasta la saciedad, que la solución estaba en nuestras manos, porque
podemos votar, cambiar a los malos y poner a otros menos malos, pero es mentira, me han enseñado estos meses, que igual dan las siglas, que son todos iguales y que no pienso volver a
votar, bueno, si votaré, para que mi voto no vaya a ningún partido mayoritario, pero mi sobre
será nulo, porque dentro llevará un papelito escrito con letras muy claras que diga: HIJOS DE PUTA.
No volveré a creer en el sistema, no volveré a implicarme en ninguna causa por buena y justa que sea, si para implicarme tengo que creer en un político o en alguna institución, no soltaré un
euro que vaya a pasar por las manos de un sinvergüenza.
Este mundo se muere de hambre en el corazón de Africa, se lleva pueblos enteros en Asia y en Sudamérica por catástrofes de la naturaleza, y está lleno de injusticias personales sobre todo entre los mas débiles, y quizás el dolor que mi familia está viviendo desde hace cuatro meses
no sea comparable con el sufrimiento de millones de personas que conviven a diario con la muerte, la miseria y la guerra, pero cada persona es una historia ,cada persona es un mundo, y mi mundo está hoy muy jodido.